Warning: session_start() [function.session-start]: Cannot send session cookie - headers already sent by (output started at /home/cosasweb/public_html/noticia.php:1) in /home/cosasweb/public_html/noticia.php on line 2

Warning: session_start() [function.session-start]: Cannot send session cache limiter - headers already sent (output started at /home/cosasweb/public_html/noticia.php:1) in /home/cosasweb/public_html/noticia.php on line 2
** COSAS DE BARRIO WEB - Edicion 183 **
  Inicio   Editorial  Comunidad  Sociedad  Educación  Espacio Público Contacto Javascript DHTML Drop Down Menu Powered by dhtml-menu-builder.com




Publicite Aquí

LA VIEJA SEDE DE LA ESCUELA DE TEATRO HOY ALBERGA A UN SECUNDARIO PARA ADULTOS


22/05/2018


En el edificio de Pieres al 200 conviden estudiantes de diversas edades que se esfuerzan por alcanzar un sueño postergado


Desde la ventana de la Dirección del CENS 64 ?con sede en Pieres 258, Liniers- sólo se escuchan los ruidos de una construcción lejana. En donde antes funcionaba la ya reubicada Escuela de Teatro Nini Marshal, quedó un edificio sin ningún rastro de los aspirantes a actores, jóvenes extrovertidos, inquietos y con miles de sueños. Hoy, en cambio, reina el silencio y el orden de alumnos de distintas edades cumpliendo su tarea y concentrados en alguna actividad. Todos son adultos mayores de 18 años, que por las vueltas de la vida ?problemas económicos o familiares, en la mayoría de los casos- se vieron obligados a abandonar la escuela justo cuando la mente está ávida de incorporar conocimientos. Pero luego de chocarse de frente con la realidad, y tener que enfrentar changas y trabajos precarios para mantener a sus familias por carecer de un título secundario, se dieron cuenta de que lo mejor era volver a intentarlo.

?Es muy importante la experiencia personal que trae cada alumno?, explica Jorge Alfredo García, director del Centro Educativo de Nivel Secundario (CENS) de Pieres y Tonelero. ?El CENS trata de amalgamarlos, porque compartir la experiencia de un chico de 20 años con uno de 40 y otro de 80 es muy estimulante?, agrega.

Y allí están, con su entusiasmo a pleno para aprender las funciones del lenguaje en la clase de Lengua y Literatura que dicta Ana, quien reconoce que desde 2015 eligió trabajar en CENS porque ?los adultos valoran más el trabajo del docente, y no se observa la indisciplina o la falta de respeto, que están presente en los más jóvenes. Acá tengo un grupo muy aplicado, respetuoso e interesado por aprender?.

En otra aula se escucha una música suave. Es la clase de Filosofía de la profesora María Elena Tonski quien, mediante una dinámica de introspección, invita a los alumnos a meditar con el pensamiento. ?La filosofía es una actividad humana, todos podemos filosofar, de hecho tenemos que hacerlo?, explica, mientras cuelga en el pizarrón frases prolijamente impresas y enmarcadas con cartulinas de colores. Su propuesta consiste en que cada alumno se sumerja en la escritura individual, reflexionando sobre alguna de las frases. Se trata de un ejercicio de pensamiento que les permite introducirse en la profundidad de su ser. ?El objetivo es lograr que una frase les de la oportunidad de pensar y de escuchar lo que otros piensan?, subraya la docente.

García está al frente del establecimiento desde hace un año, y asegura que ?no pensamos mudarnos?. Hasta 2014 el CENS compartía el edificio con la Escuela de Danzas y luego con la de Teatro, que a comienzos de este año se estableció en forma definitiva en Mataderos. ?Del pasado no voy a hablar porque no estaba, y a mí me gusta mirar para adelante?, dice García. El CENS 64 funciona de lunes a viernes de 7:30 a 11:30 y por la tarde, tres veces a la semana, lo hace una Escuela Primaria para adultos. Pero eso no es todo, porque de 19 a 23 el edificio se transforma en la sede del CENS 5, y a partir de junio se mudará allí además la Supervisión 4 de CENS, a cargo de Carla Gayraud. Incluso no se descarta que próximamente pueda establecerse allí otro CENS, para cubrir la franja de 13 a 18 horas. Queda claro que problemas de espacio no tienen, por el contrario, sienten que al mudarse la Escuela de Teatro se les amplió muchísimo. En ese marco, el Gobierno porteño está tratando de reformular el contrato de alquiler que mantiene con la Iglesia Metodista, con la cual el CENS mantiene una excelente relación.

El plantel de la escuela está integrado por 30 docentes, una preceptora ?pidieron otra para el año próximo-, una secretaria, tres auxiliares y José, el casero, quien trabaja desde hace muchos años y actualmente se siente ?más relajado con el ambiente de los adultos?.

El clima escolar que habita en la sede de Pieres invita al estudio. ?Con cinco aulas con capacidad para 30 estudiantes cada una, los 141 alumnos estudian sin ningún tipo de problema?, explica García. Desde su despacho se escuchan algunas risas. Pero eso es todo, reina el silencio. Los cursos trabajan con calma. ?Es otra la energía que circula en los pasillos?, asegura.

Esa concentración y dinamismo al servicio del aprendizaje, se replica también en los cincuenta estudiantes que integran el Plan Fines, que de lunes a viernes por la mañana cursan Lengua y Literatura, Matemática y materias contables. Este plan apunta a captar a quienes terminaron la secundaria pero adeudan materias, y a partir encuentros semanales con un profesor tutor de la materia que deban, finalizan rindiendo un examen al cabo de dos meses, y de esa forma, terminan de saldar una cuenta pendiente.

Todos los integrantes de esa variada comunidad educativa, se reunirán el jueves 24 de mayo desde las 9.30 para celebrar una nueva fiesta patria. Además de los alumnos, estarán presentes también supervisores, docentes y familiares, quienes compartirán el festejo que concluirá con una prometedora parrillada.

La alumna más longeva se llama Ester Norma Sánchez, con 80 años cursa el primer año. Se le dio por terminar la secundaria porque cuando era joven su papá no se lo permitió. Debía respetar el mandato femenino, ese de casarse y tener hijos. ?No era bien visto que anduviera sola por la calle, mi papá no me dejaba ni tomar colectivos?, recuerda hoy con una sonrisa. Claro que su realidad es bien distinta: vive con sus cuatro hijos y se da el gusto de cumplir el sueño de hacer la escuela secundaria. Sus compañeros aseguran que es la más aplicada a la hora de la tarea. Dice que le gustan todas las materias y que si pudiera seguiría estudiando. ?Tengo nietos de 22 años y, si bien soy ama de casa, no me tiran tanto las tareas hogareñas, será tal vez porque tuve un taller de corte y confección en mi casa?.

El profesor de Ester es Mario Sánchez, enseña Historia y hace hincapié en la comprensión lectora. Dice que siente pasión por trabajar en CENS, porque no tiene mucha paciencia con los chicos. ?Estoy hecho para enseñarles a los adultos?, remarca a puro entusiasmo.

El CENS 64 tiene más de treinta años, pero en ese tiempo sufrió varias mudanzas. Originalmente funcionaba en la calle Suipacha, hasta que en 2010 se inició un proceso de descentralización de estos establecimientos para adultos. La sede de Pieres comenzó a funcionar en 2012. No fue fácil encontrar un lugar, porque los edificios públicos los ocupan las escuelas primarias y secundarias tradicionales, por eso hasta el año pasado debieron compartirlo con la comunidad educativa de la Escuela de Teatro. ?La relación era buena, aunque a veces surgían inconvenientes de convivencia, como en cualquier ámbito?, explica García.

En materia edilicia, aún quedan cosas por hacer. ?Aunque el edificio resiste, una mano de pintura no le vendría mal?, expresa el director. Así se lo hizo saber a los funcionarios del área de Infraestructura Escolar, quienes en los últimos años fueron solucionando otros inconvenientes, como la instalación de gas, la colocación de cortinas, la reparación de los baños y el cambio de luminarias. Además de la pintura, se aguarda el reemplazo de los vidrios de puertas y ventanas, que no cumplen con las normas de seguridad ni son a prueba de daños meteorológicos. ?Estamos en un proceso de crecimiento porque cada vez somos más y el edificio permite que ampliemos los espacios?, explica García, y luego agrega ?el barrio nos está conociendo y cada vez llega más gente por el boca a boca?. El director recalca que las puertas del CENS están abiertas a todos aquellos vecinos que deseen exponer alguna actividad artística, dar charlas o brindar un espectáculo. ?Esta sede es para el barrio y está para ser usada?, enfatiza y luego conluye con una sonrisa, ?incluso también para el que quiera acercar sus donaciones o darnos una mano con la pintura, elevo una nota a supervisión para que lo aprueben y listo?.


Mgter. Fabiana Godoy Di Pace

fabianagdp@yahoo.com


Enviar a un amigo
 
 
 
   
 
  loading

 
 
 
   
Publicite Aquí
Publicite Aquí
Publicite Aquí
Publicite Aquí
Publicite Aquí

Encuesta

Resultado de las encuestas propuestas por el diario


Cultura

Agenda de espectáculos y eventos


Deportes

Toda la información de los deportes que nos apasionan


Breves Comunales

Toda la Información de la comuna


Entretenimiento

Area de distracción y recreamiento


Correo

Cartas Enviadas a Cosas de Barrio


Salud

Salud


Personajes

Personajes


Información General

Noticias de interés público


Historia

Relatos y Hechos Reales del pasado


Comercio

Información de la actividad socioeconómica



 
             
 
Publicite Aquí
   
                 
Desarrollado por www.grupodeservicios.com.ar